90 minutos en la vida de los Estados Unidos.

De: jorgearce

07 21 pm

Categoría: Sin categoría

Deja un comentario

He quedado “helado” al sopesar las declaracione del presidente Obama después de terminar las conversaciones con los líderes del congreso. Releo el artículo y no acabo de comprender cómo interpretarlo. Han estado reunidos durante 90 minutos y no han alcanzado acuerdos bipartidistas para impedir que se desate otra catástrofe económica. Pienso: Ciertamente dónde están los enemigos de los Estados Unidos ?. Acaso es algo significativo que nuestros líderes del congreso y el gobierno hayan estado reunidos discutiendo un acuerdo sin alcanzarlo durante el “largo tiempo” de 90 minutos ?. Significa algo ese tiempo para la vida en los Estados Unidos ?. Es eso un gran esfuerzo comparado con la grandeza de esta nación construida por sus gentes ?. Me cuesta pensar que esa haya sido la intención del presidente en esas declaraciones; pero de qué otra manera interpretarlo ?.
Existe realmente el deseo entre nuestros líderes más allá del límite de su conciencia e intereses personales para colocar los intereses del país primero ?.
En su declaración a la prensa el presidente Obama afirmó como contraparte a la posición de los republicanos de no aumentar los impuestos a los más adinerados y grandes empresas, que no accederá a firmar ninguna solución temporal. Mala jugada. Si ambos partidos se enfocan en mantener a toda costa sus posiciones partidistas por encima de los intereses de la nación, entonces el papel de cada partido no es el de lograr el bienestar de Estados Unidos. Si republicanos y demócratas se empeñan en mantener herméticas sus posiciones estarían comportándose como extremistas y eso no es bueno. Igual suena tomar posiciones que no les permitiría maniobrar en las negociaciones como lo declarado por el presidente cuando se precipita en anunciar que no firmará ninguna extensión de la deuda por 30, 60 ó 90 días. Es arriesgado en la mesa de negociaciones decir la última palabra sin haber escuchado todo lo que dirá la contraparte. La intransigencia, la intolerancia, la falta de comunicabilidad y la prepotencia no conducen a parte alguna, al menos, deseable.
No se alcanzan acuerdos entre partes discordantes sin que e obtengan ventajas mútuas; es un hecho. Deben hacerse concesiones a la contaparte si se pretende hacer un trato y deben ser aceptables. No siempre se deben imponer criterios o posiciones de partido para alcanzar acuerdos de alcance nacional e internacional porque el bienestar de todos debe ser la guía de los políticos honestos.
El presidente ha señalado de manera categórica, que se producirá una catástrofe semejante a la ocurrida que desenvocó en crísis económica generalizada, si Estados Unidos pierde el crédito de pago de su deuda. Pero si no logra convencer a los demás para que cedan entonces deberá ceder él en beneficio de la nación.
Son los intereses de Estados Unidos, de todos los estadounidenses sin distinción de republicanos o demócratas los que deben presidir la mesa de negociaciones.
Jorge B. Arce

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: